Mildred Largaespada

La necesaria verdad que se contará para que nadie muera más

In Centroamérica, Comunicación, Cultura, Educación, España, Iberoamérica, Maternidad, Migración, Mujeres, Política on 26 abril, 2014 at 4:14 pm
La Dra. Martha Cabrera durante la entrevista. Photo by Ximena Largaespada (2014, marzo).

La Dra. Martha Cabrera durante la entrevista. Photo by Ximena Largaespada (2014, marzo).

 Por Mildred Largaespada

 Video: Ximena Largaespada

Estas son historias de secretos dentro de las familias y cómo se revelaron:

Una:

Pudiendo ganar más dinero ella gana un salario modesto y vive con muchas dificultades económicas. Así lo hizo su padre, y su abuela, y su bisabuelo. No el bisabuelo no. El bisabuelo tenía dinero pero era avaricioso y robó una cantidad importante de dinero a un familiar, por eso fue a la cárcel, por ladrón. Supuso una vergüenza para la familia y su esposa decidió no mencionar el asunto a las siguientes generaciones. No hay ladrones en la familia, decía, cuando sí lo había. En cambio, comentaba: “el dinero es sucio”. Así, por lealtad toda la gente rechaza el dinero, pudiendo tenerlo. Y ahora una de las hijas acaba de estafar a otra famiiar.

Otra:

Ella es una artista con obra magnífica. Toda la gente se lo dice, pero ella no lo cree. Escogió estudiar y trabajar en una labor donde casi nadie la mirara. ¿Por qué no presenta su obra? Es leal a una tía materna que fue la primera artista de la familia y a la que sus padres tildaron de loca en los años 50. A la artista-loca nadie la menciona. Ella no quiere ser loca, en el año 2014, ni que su familia la excluya como hicieron con su tía.

Y una más:

Él mira cómo su padre muere asesinado y años más tarde descubre que su abuelo se suicidó, el mismo día que su padre murió. Nadie en la familia habla del suicidio del abuelo, porque eso es pecado. Ahora su hijo ha intentado suicidarse el mismo día en el que murió su bisabuelo y el mismo que su abuelo.

Las anteriores son escenas de las constelaciones familiares, la terapia sicológica, sistémica, que practica el equipo de la Dra. Martha Cabrera, en Nicaragua y El Salvador. “En los y las jóvenes de Nicaragua aparecen recuerdos de lo vivido por sus padres en la guerra de los 80, y en El Salvador han aparecido recuerdos ¡en jóvenes! de la masacre de El Mozote, de 1932”, comenta durante esta entrevista que hice y filmamos en Managua, hace un mes.

“Todo lo que nos pasa tiene que ver con el sistema familiar de donde venimos. La historia de tu papá, la historia de tus abuelos te afecta. Esta es una terapia que nos ayuda a entender”, comenta.

¿Por qué la vida de otros, que ya no están, va a tener conmigo, si ya soy otra persona?, le pregunto para entender este fenómeno, que aunque intuitivamente sabemos que sí existe, en la realidad nos creemos que toda nuestra historia empezó cuando nacimos.

“La constelación parte de un principio: hay una conciencia familiar que es atemporal. Si tu abuelo fue inglés y hace 100 años llego de Inglaterra a Nicaragua, esa historia está guardada en la memoria familiar. La historia y la consciencia familiar no olvida nada y eso sale cuando vos trabajás tu constelación.

“Lo importante es conocer la historia, porque muchos no sabemos, o muchos no creemos. Y todo está interconectado”.

Tan interrelacionado está que cuando constela una joven -en El Salvador, por ejemplo-  se retuerce de dolor y grita ¡ayyy! cuando recuerda y siente el dolor de su madre cuando la mataron. O el hombre que busca a su padre dentro de un grupo que está constelando y no lo encuentra, aunque está frente a él. Así el terapueta-constelador le pregunta a la madre: ¿el hombre que está sentado es el verdadero padre?” No, dice la mujer, pero ninguno de los dos lo sabe”. O, cuando una mujer llega con todo su dolor para superar la violación de su hijo y cae al suelo cuando recuerda y acepta que ella misma fue violada a esa edad. O el joven que de pronto huele muertos cuando recuerda a su padre que fue cachorro del Servicio Militar nicaragüense y quien no ha querido contarle nunca todo el horror que vivió en la guerra.

Muertos, vivos, muertos reales, muertos en vida, suicidios, violaciones, robos, estafas, maltrato familiar, celos, envidias todo el abanico de acontecimientos trágicos que existen en las familias emergen cuando una persona constela. La persona llega con sus preguntas: ¿por qué mi hijo no levanta cabeza? ¿Por qué mi madre me pega con tanta rabia? ¿Por qué mis padres no pudieron cumplir sus sueños? ¿Qué sucede con mi familia que todos están divorciados, separados? ¿Qué sucede con las mujeres de mi familia que todas son alcohólicas? ¿Por qué tengo este dolor en la ciática? ¿Por qué el cáncer en la familia?

Y en las constelaciones familiares y en las constelaciones políticas emerge la verdad guardada, no nombrada, ocultada y ninguneada de la historia de Nicaragua, El Salvador y toda Centroamérica que políticos, historiadores, medios de comunicación (tradicionales y digitales), escuelas, colegios, universidades, intelectuales, familias han intentado ocultar, enterrar para que sigan los muertos, las muertas, reales y las vivientes.

¿Para qué sirve? ¿Creés que la terapia de las constelaciones familiares ayudarían a resolver estos problemas que tenemos en Centroamérica?

“Creo que la herramienta contribuye a sanar. He estado en constelaciones grupales en las que todo mundo llora, porque al final ese evento se parece al tuyo. Sana el que constela, el que hace de representante y el que mira la constelación. Es una herramienta de sanación grupal”.

¿Que tienen que ver los secretos familiares en las vidas de la gente?

“Algo fundamental es romper el silencio. Hay personas que andan ocultando con una enorme vergüenza, hechos y eventos.

“Lo que sana es la verdad. Los secretos tienen que ver con hechos que generaron vergüenza a una generación. A veces sale que hay mujeres que ocultan que tuvieron hijos y que fueron las mamás las que los criaron. Y en las constelaciones ese hijo, que sabe, porque esa información le llega de alguna manera y lo demuestra con problemas en la escuela, adicciones. Pero en las constelaciones, al amerger el secreto, ayuda a que varias generaciones se sanen: la que cargó el secreto, la que lo ocultó y el hijo o la hija que agradece que se sepa la verdad”.

Y hay más dentro de esta conversación con Martha Cabrera y por eso la filmamos. Es la primera colaboración en el blog 1001 trópicos con mi hermana Ximena, comunicadora social. El documento dura 17 minutos, vean y re-véanlo, aquí se los dejo. Y por si quieren saber más, aquí hay más, en esta entrevista que le hizo a la Dra. Cabrera la directora de la revista Envío, María López Vigil (aquí). Y aquí hay más, en esta otra entrevista que hizo la periodista y escritora Angela Saballos (aquí).

Hice mi constelación familiar con Martha Cabrera y no puedo contarles todo porque después de constelar hay que reflexionar con una misma durante un tiempo, para que todo termine de encajar. De esa constelación emergió una realidad preciosa y nueva para mí. Siento que me liberé y siento que he liberado a mi hija y a mi hijo de unas ideas, comportamientos, maneras de ver el mundo, hechos pasados que han subyugado a tantas mujeres de mi familia como si fuera una maldición familiar y que les han hurtado vitalidad. La verdad que emergió cuando se liberó el secreto no era cruel para mí, hoy, pero sí lo fue en el pasado para ellas.

A todas ellas, a mis parientes indígenas mískitas, inglesas, holandesas, jamaiquinas, españolas, nicaragüenses… ¡mujeres, gracias, muchas gracias por todo lo que me dieron! Las honro, les devuelvo su historia, es de ustedes. Ahora me toca caminar a mí y aquí estoy andando.

Tengo todo un mundo por delante, ahora, ¡un mundo ancho y largo, fértil! Lo único que me pregunto es  ¿y ahora qué hago con tanto? Ya veré, eso sí está asegurado: ya lo haré.

Denle al play:

  1. […] Cabrera, a quien antes entrevisté largamente y publiqué aquí en el […]

    Me gusta

  2. Ha sido una entrevista interesante, el concepto de las “constelaciones familiares” es nuevo para mí. Me motiva a informarme más al respecto de este tema, me parece que ayuda a comprender las tendencias que priman en las familias. Gracias

    Me gusta

  3. Felicidades a las tres: A Marta por llevar y trabajar con esta valiosa herramienta en Nicaragua, que ha servido para sanar a tantas personas. A Mildred por hacerla accesible a más personas través de su blog y a Ximena por su lindo trabajo de edición. Un abrazo muy grande mujeres!

    Me gusta

  4. Hola Mildred, muy interesante la entrevista. Es la 1ra vez que escucho de las constelaciones. La expresión “constelación familiar atemporal” me impresiona porque todos creemos soltar el pasado o una gran parte, cuando en verdad estamos todavía atadas a conceptos y programas errados que se han transmitido insconscientemente o consciente, no sé, de generación en generación. / Ve, esa música de fondo del video me dio un poquito miedito, como misterio 😉 / LInda la idea: que fluya el amor y amar la familia;

    Me gusta

    • Estoy de acuerdo con tu comentario. Son esas ataduras a ideas, maneras de pensar, y sobre todo a los secretos familiares los que destruyen a la gente. Y fijate, Maríangeles que me comentó cómo hay mujeres y hombres que cuando andaban con el secreto cainaban encorvados y cuando lo soltaron empezaron a caminar erguidos. ¿La música? Podría ser, sí, es como de misterio. El título es algo así como “canto de pájaros”. ¡Y que fluya el amor!

      Me gusta

Comentá (se puede usar cualquier perfil de tus redes sociales)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: