Mildred Largaespada

Nosotras y nosotros

In BlogsNi, Centroamérica, Comunicación, Cultura, Educación, España, Feminismo, Mujeres, Política on 12 abril, 2012 at 1:48 am

Novia y novio. Fieltro. By María Tenorio (Click para ir al sitio de la autora).

La Real Academia Española de la Lengua quiere que sigamos usando el masculino para referirnos a todos y a todas, según se desprende del más reciente informe emitido en el que critica las guías y manuales de lenguaje no sexista que promueven marcar los géneros, es decir, mencionar a mujeres y hombres.

La publicación de este informe, titulado Sexismo lingüístico y visibilidad de la mujer,  ha provocado un debate bastante generoso en elogios y rechazos al texto, y ha permitido que se re editen argumentaciones feministas así como mediocres ideas muy machas, las y los lingüistas están en su salsa en un tema que les compete y que ofrece aire fresco a la institución que fija, pule y da esplendor a la lengua española porque hay cruce de ideas interesantes sobre léxico, morfología y gramática con perspectiva de género y sin, y también con sentido común.

Me siento aludida por el informe porque me expreso escribiendo y hablando sin usar el masculino para referirme a todos y a todas, y tampoco uso el femenino para referirme a la misma gente. También duplico, por ejemplo: los y las periodistas y además desdoblo, por ejemplo: lectoras y lectores, para referirme a las personas que están en actitud lectora. Igualmente feminizo las profesiones: doctor-doctora, juez-jueza, enfermero- enfermera, científico-científica. O sea,  hago todo lo que la academia dice que no hay que hacer. ¿Por qué? ¿Para qué?

Si le quitamos la sorna con la que se ha comentado el informe y que el mismo informe usa para criticar, podríamos observar que el debate ni es una guerra entre sexos, ni es un asunto meramente lingüístico. Tampoco es sólo ideología. Lo que está ardiendo sobre el tapete es un sistema cultural sexista, autoritario, excluyente, es decir, patriarcal y androcéntrico, que no sólo ignora a las mujeres sino también a la mayoría de los hombres, porque es un sistema que promueve como seres humanos sólo al arquetipo viril protagonista de la historia, (del que quedan fuera la mayoría de los hombres), según el concepto bien fundamentado de la doctora Amparo Moreno Sardá.

Este sistema cultural está integrado por otros sistemas como el político, el social, el económico y el de la comunicación. Quienes pretenden, como dice el informe de la Rae, que primero hay que modificar a la sociedad para que modifique la lengua, obvian que el sistema cultural está interconectado y que la lengua no está fuera de la vida de la gente. Los cambios culturales se producen a veces desde uno de los sistemas y provocan modificaciones en los demás. Es decir, el cambio cultural puede provenir de la misma lengua, o de las personas, como está demostrado con el cambio en las comunicaciones en esta era tecnológica que está provocando comportamientos sociales, económicos, políticos distintos.

Mi experiencia individual me impide hacer uso de las recomendaciones del informe de la Rae porque soy consciente que ese sistema cultural daña a muchas mujeres y muchos hombres y mi manera de modificarlo es modificando la lengua que ayuda a fortalecerlo. Si hiciera caso de la recomendación de la academia tendría que no ver, no oír, no percibir y callar.

Nuestro  lenguaje es nuestra manera específica de ver el mundo y es parte de nuestra historia social y cultural. Ya no puedo decir sólo “los asistentes al acto” cuando frente a mí hay hombres y mujeres, porque les miro y distingo. Ya no puedo decir “voy a llevar a los niños al colegio” porque tengo un niño y una niña. Y ya no puedo decir “el hombre es la medida de todas las cosas” porque me da risa.

Cuando escribo desdoblando, por ejemplo: lectoras y lectores, lo hago porque en mi cabeza ya existe la idea, asumo la realidad, de que quienes están leyendo son mujeres y hombres. Al escribirlo uso menos de un segundo y en términos de espacio, ocupa el mínimo. Y recurro al  0,00000000001 de mi energía física.

Es decir, no se ve perjudicada mi economía lingüística, no malgasto ni me excedo de tiempo, no ocupo excesivo espacio. También generalizo y escribo y digo: el profesorado, la gente, las personas, la ciudadanía, etc. Me gusta incluir y no excluir y siento que éticamente y estéticamente es lo que tengo que hacer. A veces no lo consigo hacer, y es entonces cuando recurro al diccionario. Porque contrario a lo que piensa el informe de la Rae, le encuentro más matices a la lengua cuando incluyo a mujeres y hombres, que cuando no.

Cuando hablo, pues lo mismo. Y como en mi realidad más inmediata, convivo con seres masculinos y femeninos en esta casa,  digamos en etapas delicadas de crecimiento, con verbo ágil y ausencia total de prejuicios y además conscientes de lo que es un niño y una niña, me entreno todos los días porque si no desdoblo, ay, si no desdoblo la que me espera, en serio. Y si no marco el género… lo que ocurriría no se lo pueden imaginar.

Anuncios
  1. Las sociedades cambian a un ritmo frenéticamente veloz. Creo que la RAE se ha quedado un poco arcaica y debería de renovarse y renovar el lenguaje. Me pasa igual que vos, automáticamente cuando escribo incluyo el género o feminización del lenguaje. No omito que al principio me parecía raro pero ne despejé de esos micromachismos que cargamos.
    Gracias Mildred (Tamara)

    Me gusta

  2. Extraño – por decir lo menos – que la autora dicte cátedra sobre lingüística y escriba “Mi experiencia individual…” Sería bueno que repase el ítem “pleonasmo”.

    Me gusta

  3. Sinceramente amiga, te felicito por el debate y por el escrito, pero creo que este es un debate que está lejos de tener sentido, puesto que se entiende como una “lucha sexista”… ya que en decir nosotros, se entiende linguisticamente que se habla de TODOS.. sin miramientos y en IGUALDAD de condiciones y al separar en NOSOTROS Y NOSOTRAS(por ejemplo) se hace una diferencia que puede ser insidiosa, este es el espíritu del informe y es lamentable elq ue no lo hayan entendido así. El hacer la division de genero hace exactamente lo contrario.. divide y separa en “generos” clases, condiciones y genera una clase de estatus diferenciador que primero, auqnue no es incorrecto linguisticamente suena pésimo, y segundo pr que deforma el lenguaje y elimina la capacidad básica de la síntesis agregando una subdivision “de genero” innecesaria.

    Creo que defender causas de igual ante la ley, igualdad de salario, eliminacion del abuso de la previsión por ser mujeres, trato digno entre muchas otras cosas, es absolutamente necesario y cuentan con todo mi apoyo, sin embargo y con la misma convicción pienso que quienes defienden la postura de separar el genero y en vez de decir ELLOS, decir EL y ELLA, en vez de decir NOSOTROS decir NOSOTROS Y NOSOTRAS como posturas erran, puesto que demuestran un mayor sexismo del que dicen defender.

    Si se desea mantener trato igualitario, podrían partir por diferenciar en número,

    Me gusta

    • Si se desea mantener trato igualitario, podrían partir por diferencia de número, es decir, se suele decir en una generalización que cuando existe un grupo de personas, del mismo sexo masculino es nosotros, femenino es nosotras, mayoria masculina, nosotros, y mayoria femenina?.. he aquí el problema, se dice nosotros, que es el pronombre para cantidades indeterminadas de género, sin embargo esto tiene solución, los españoles utilizan el NOS, y que es igual de válido y no diferencia género y actua para indeterminación. Asi que creo que no ningun problema el lengua, todo va por la interpretación, y lamentablemente a veces resulta que descubrimos que aquellos que “luchan por la no discriminación” terminan auto discriminandose.. y discriminando a otros .. y algunos mientras piden y exigen tolerancia, terminan siendo los mas intolerantes y discriminadores. La inclusion mas ue un tema de lenguaje, es un tema de conducta.

      Saludos cordiales.

      Le gusta a 1 persona

  4. Lo de feminazi se te queda corto. Espero que la gente siga respetando el castellano y que deje de ver machismo en el lenguaje donde solo hay ahorro linguistico. Todos es tan femenino como masculino.

    Me gusta

    • Acabo de recibir este mensaje ofensivo por parte de esta cuenta de email.
      Es de alguien que se esconde en el anonimato.
      Le pregunto: ¿y usted quién se cree que es para insultarme de esta manera? ¿Y usted quién se cree que es para ir dejando su mierdita por ahí sin recogerla?
      Acabo de denunciar esta cuenta ofensiva, insultante, machista, violenta a la que pertenece el comentarista. Con la direción IP.
      IP: 85.54.171.90, 90.pool85-54-171.dynamic.orange.es
      Correo electrónico: camafp@hotmail.com
      URL:
      Whois: http://whois.arin.net/rest/ip/85.54.171.90
      Si vuelve a comentar algo en mi blog, le denunciaré a la policía. Rastrearemos la IP. Su acoso constituye delito.

      Me gusta

      • Quiero hacer una aclaración. Acabo de tener un debate en facebook y me han explicado de donde viene feminazi ya que yo había interpretando mal ese termino en otras ocasiones, (si no me crees peudes consultar la pagina de Unidad Popular) y me han dicho que eso se llama hembrismo, asi que donde pone eso, debieras poner, lo de hemnrismo se te queda corto, y no lo veo un insulto, siento si te ves ofendida, es solo una opinión una vez leido tu articulo. Yo he defendido siempre la igualdad de mujeres y hombres y por eso quizáme he creido conel derecho a habalrte asi, pq hacer un uso irrespetuoso a mi lengua a mi juicio basandote en que es un lenguaje sexista, por no entender que la palabra todo es tan femenina como masculina. La RAE no me deja ser feministo, por eso soy feminista y no lo veo un ataque a mi género, pero comprenderas que hay que usar bien el idioma, y hay unas normaspq si yo te digo: M kaes bien, solo keria iniziar un debate y pido perdón ia ke Kizá he sido poko amavle, pues no es lo mejor.

        Como digo, pido perdón si te lo has tomado de esa forma, puedes denunciarme si crees que he hecho algún delito, mi facebook es este para que no me tengas que buscar o por si quieres aclarar algo conmigo:

        https://www.facebook.com/arturo.fuente.39

        Un saludo y mis mejores deseos.

        Me gusta

  5. Gracias. Concuerdo con todo. Es una cuestión de mínimo esfuerzo y creatividad hacer un uso inclusivo y no sexista de la lengua.

    Me gusta

  6. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: La Real Academia Española de la Lengua quiere que sigamos usando el masculino para referirnos a todos y a todas, según se desprende del más reciente informe emitido en el que critica las guías y manuales de lenguaje no sexist…..

    Me gusta

  7. Muy interesante Mildred. La mayoría de las veces no desdoblo por pereza; pero luego de la U entré en talleres con perspectiva de généro. Recaí porque en el campo de la Diplomacia y las Relaciones internacionales se alinean a la Rae y peor. Pero hay que intentarlo para que forme parte de la música de los textos: las y los. Un abrazo y saludos.

    Me gusta

  8. Considero que las mujeres que se sienten ofendidas al no escribirse las y los son personas de baja autoestima, que valoran más un pequeño detalle que su conjunto ó su contendio

    Me gusta

    • Daniel, gracias por pasarte por el blog. No sé si será un signo de baja autoestima las de las mujeres que se ofenden si no se escribe las y los. Las que conozco no se ofenden por eso (supongo que habrá otras que sí), las que conozco sólo dejan que las demás personas hablen y son ellas con su propio hablar que van construyendo su propio lenguaje incluyendo a todas y todos.

      Me gusta

    • Daniel, no tenés que esconderte en el anonimato en este blog (ni en ningún otro). Podés expresar tus ideas en público y defenderlas si alguien las ataca. Esconderse en el anonimato revela baja autoestima por tus propias ideas.

      Me gusta

  9. […] background-color:#222222; background-repeat : no-repeat; } milyuntropicos.wordpress.com – Today, 8:46 […]

    Me gusta

  10. ¡Luis! ¡Qué alegría saber de vos…
    Es verdad, algunas soluciones que ofrecen ciertos manuales no son satisfactorias, y estoy de acuerdo en que a la hora de hablar ¿cómo digo @? Mi idea es que la lengua que usamos o cómo nos expresamos tiene que ver con nuestra historia individual y social, y en la mía, decidí que no quiero usar “niños” para englobar a mi hijo y mi hija, porque están en etapa de crecimiento y creando su identidad. Son búsquedas individuales y personales.

    Me gusta

  11. Mildred, he leído el informe de la RAE, y coincido contigo en la opinión general de que el cambio no tiene por qué venir en el sentido que dice dicho informe, sino al revés, como tú señalas. No obstante, creo que las soluciones que hasta ahora se han buscado no son completamente satisfactorias, y que hay que seguir pensando al respecto. El informe indica algunos problemas de las fórmulas usadas normalmente (en el lenguaje escrito el uso de la @, en el lenguaje hablado duplicar como tú dices, o buscar sustantivos neutros, como la infancia o niñez en vez de niños, etc.). Por ejemplo, cómo decir “Juan y María están contentos”, o “viven juntos”, o “están casados”…? ¿Tendríamos que renunciar a esas fórmulas tan enraizadas en nuestra forma de hablar? Mi argumento, entonces, es que todavía no se ha encontrado una solución y que todos y todas debemos seguir pensando al respecto.

    Me gusta

Comentá (se puede usar cualquier perfil de tus redes sociales)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: